¿Quién no sobra en un cuerpo técnico?

Por Dídac Herrero Ballart @DidacHerreroBa :


Mirando los partidos o entrenamientos de un equipo, o de un club, podemos ver que alrededor de los deportistas hay otras personas (muchas en el caso de estructuras profesionales) trabajando: entrenador, segundo y tercer entrenador (o ayudantes), entrenador de porteros, delegado, preparador físico, fisioterapeuta, recuperador, psicólogo, coach, director deportivo, coordinador… y a veces estos cargos duplicados. Todos conforman el llamado cuerpo técnico o staff (en inglés, personal o empleado). Si ampliamos su definición encontramos que es “el conjunto de personas que, en torno y bajo el mando del director de una empresa o institución, coordina su actividad o le asesora en la dirección” (WordReference.com). En el caso del deporte, este director es el entrenador.

Hace años el entrenador estaba prácticamente solo y lo hacía todo. Poco a poco, con la aparición de más conocimientos y ciencias (y dinero) alrededor del deporte, aparecen más profesionales. Pero con la crisis han ido desapareciendo cargos. Las preguntas que yo me haría son: ¿de todos los cargos citados anteriormente, cuales no pueden desaparecer? ¿cuales son realmente necesarios para un club, equipo y deportista? Para mi la respuesta viene determinada por dos factores relacionados entre ellos: el tipo de formación que queremos dar a nuestros deportistas y las competencias que tienen nuestros técnicos.

Respeto a la formación, queremos que nuestros deportistas tengan un buen dominio técnico y táctico del deporte y un buen desarrollo físico, humano, psicológico y mental. Respeto a las competencias de los técnicos, ¿qué necesitan de ellos los deportistas para su crecimiento deportivo y humano? Más que los cargos y el número de personas de un cuerpo técnico, para los deportistas son importantes las competencias de este cuerpo técnico. Así pues, lo que tenemos que conectar es lo que necesita el deportista con lo que le tiene que ofrecer el cuerpo técnico.
El trabajo de este cuerpo técnico tendrá que ser integrado y, por lo tanto, una conexión entre todas las tareas como si las hiciera una sola persona, para conseguir el máximo y mejor desarrollo posible del deportista. Sin olvidar la conexión y el respeto entre los distintos técnicos y su trabajo, aunque a veces parezca todo lo contrario. No estoy hablando del hombre orquesta que sepa y haga de todo, pero si que igual vamos por el camino de menos técnicos con más competencias, conocimientos y habilidades.

Podríamos preguntarnos cuales son estos cargos o estas competencias de un cuerpo técnico, pero lo realmente importante y coherente con todo lo dicho anteriormente es preguntarnos cuales son las necesidades de los deportistas. La respuesta es muy larga y compleja, pero lo que tengo claro es que un deportista tiene la necesidad de estar física y mentalmente lo mejor posible para poder crecer técnica y tácticamente al máximo. Y que cuando tenga algún problema físico tiene que haber alguien que le ayude a recuperarse físicamente y a que no se pierda mentalmente. Ya sabemos que los casos de lesión suelen ser difíciles para el deportista y puede tender a desanimarse, derribarse, entristecerse… y será muy importante que tenga un gran profesional a su lado para ayudar a que esto no suceda. Y este es el fisioterapeuta.

Como conclusión, pienso que tiene que haber en un club un excelente fisioterapeuta deportivo que tenga el máximo conocimiento de fisioterapia y también muchas habilidades humanes. De ello va a depender que los deportistas estén bien física y mentalmente para que el entrenador pueda ayudarlos a crecer técnica y tácticamente.


Dídac Herrero i Ballart
@didacherreroba - http://didacherrero.blogspot.com.es/
Profesor Universitat de Vic (Ciencias de la Actividad Física y el Deporte)
Entrenador de baloncesto
Licenciado en Educación Física y diplomado en Fisioterapia

Y como ya se está haciendo habitual, con el permiso del autor del post, una reflexión :



Muchísimas gracias Dídac ! 

No hay comentarios:

Publicar un comentario