¡Oh Dios Ibuprofeno!

Hace un par de días publicaba un tweet que decía: “Unos 47€ de media la hora de mecánico y lo aceptamos porque necesitamos el vehículo, y me pregunto, ¿No necesitamos nuestro cuerpo? “ Con el hashtag #fisioterapia. Me he quedado sorprendida del un numero de Retweets que tuvo!

Y esque claro! Para que conocer a un Fisioterapeuta cuando existe el todo poderoso Ibuprofeno!?

Que me duele la cabeza? Ibuprofeno. Que me duele la espalda? Ibuprofeno. Que me he esguinzado el tobillo? Ibuprofeno. Y si me he caído por las escaleras, me he roto 3 costillas y tengo un traumatismo craneoencefálico? Oye pues Ibuprofeno! ( Bueno ahí no, ahí llama a la ambulancia porque ni el Ibuprofeno te salva)  Y todo esto por 2€ y 40 comprimidos!!! Y no voy a quitarle el merito ni a su inventor ni a el excelente trabajo comercial y de marketing de las Farmacéuticas, su merito tienen.

Y si si, seguimos pagando religiosamente esos dos Euritos encantados después de ir a buscar el pan y luego a recoger el coche del taller donde pagamos al mecánico sus nada menospreciables 47€/hora y su Itv y su cambio de ruedas “porque así no puedo ir!” Y de paso que me miren esa marca que le hice con la columna del parquing mientras me tomo un Ibuprofeno al darle al mecánico la tarjeta de crédito que me duele un poco la espalda.  

Pero claro… a la semana la espalda. sigue doliendo, el tobillo vuelve a torcerse y la cefalea reaparece semana tras semana acompañada de un dolor cervical que atribuimos a los nervios del día a día.

Vale ya no?

Porque no nos dejamos de historias y nos preocupamos un poco más de nuestro propio vehículo? Un coche te va a durar con suerte unos 15/20 años (claro con tanto mimo!) pero tu cuerpo te va a acompañar en el camino toda la vida y que poco conscientes somos de ello.

Como solemos decir, pon tu salud en buenas manos, porque la salud solo se valora cuando se pierde.    

1 comentario:

  1. Completamente de acuerdo. Parte del problema puede que sea la falta de información, o más bien, el exceso de información errónea.

    Los pacientes siguen teniendo una idea pasiva de la enfermedad. Hace no mucho una compañera de trabajo me comentaba que tenía molestias en el hombro, que una fisio le enseño ejercicios para hacer antes de trabajar y le iba muy bien, pero que no los hacía porque no tenía tiempo... Cuando no creo que tardara ni 5 minutos en hacer la rutina completa de ejercicios.

    Mientras sigamos pensando que "ya se me pasará" o "me tomo algo y ya se quitará" y la gente prefiera echar dinero a tratamientos pasivos en lugar de tomar conciencia de que la actividad es realmente beneficiosa, seguiremos fallando en lo mismo.

    Es más, incluso cuando se conciencian los pacientes y van a fisioterapia, suelen demandar tratamientos pasivos: "que me de masaje, que me mueva, que me haga algo para que me quite el dolor".

    En fin, poco a poco, entre todos, seguro que vamos cambiando estos conceptos ^_^

    ResponderEliminar